Películas y cómic sobre piratas y barcos.

Ahora que se ha vuelto a poner de moda el tema de las películas de piratas, con el estreno de "Piratas del Caribe, La maldición de la perla negra", no quería dejar pasar la oportunidad de criticar este género que tan buenos y malos momentos nos ha hecho pasar en la butaca de un cine y más concretamente de las películas más modernas.

Próximamente se estrenará en España "Master and Commander, The far side of the world" con Russel Crowe de protagonista y que da vida al capitán Aubrey, personaje conocido por los libros del desaparecido escritor Patrick O'Brian que realizó una serie de casi 20 libros contando las hazañas de un marino británico de principios del siglo XIX. En realidad la película se debería haber estrenado este verano, pero se ha ido postergando por causas desconocidas. Bueno, en esta película trata de un capitán de fragata atacado por una gran fragata francesa a la que tendrá que capturar después, dando lugar a una persecución por los mares. En realidad en el libro en el que se basa en vez de francés el barco perseguido es norteamericano, pero como la película es norteamericana y los espectadores a los que va dirigida principalmente son norteamericanos pues al parecer no les gusta que les zurren en la gran pantalla así que fueron sustituídos por franceses (que con el tema del 11 de septiembre parecen ser por allí como una peste), mucho tienen que aprender este publico del español, que impertérrito a aguantado innumerables veces como nos pisoteaban indignamente y muchas veces arbitrariamente nuestra historia a la hora de contar una película. Quien sabe, si esta película tiene éxito (cosa bastante probable porque las novelas de O'Brian gozan de mucha popularidad entre los aglosajones) seguramente esta sea la primera de una serie de peliculas del tema (con mayor o menor fortuna histórica, estaremos a la expectación de como nos dejan a los españoles ;-).

Fragata Acheron

Construcción de la fragata francesa "Acheron" en los estudios de México donde se rodó Titanic. Esta fragata es la antagonista del "Surprise" de Aubrey.

Fragata Surprise

Vista de la proa del "Surprise".(Clique en la imagen para ampliarla)

Suprise vista por la popa

La fragata "Surprise" atracada en un muelle de los estudios en México donde se rodó la superproducción "Master and Commander". En realidad la "Surprise" es la fragata reconstruída "Rose", que sirve normalmente como buque escuela para aventureros de todas partes del mundo, y que para esta ocasión fue alquilada y reformada casi completamente para darle el auténtico aspecto de una fragata de principios del siglo XIX. Por las fotos y el trailer de la película se puede decir que al menos esto se ha conseguido. (Clique en la imagen para ampliarla)

En una de estas películas, "El Hidalgo de los mares" (título original: Captain Horation Hornblower, 1951) de Raoul Walsh y protagonizada por el recientemente fallecido Gregory Peck, trataba de las peripecias de un capitán de fragata británico que tiene como misión interceptar un navío español de 60 cañones, por supuesto consiguen apresar el barco español mientras dormía la tripulación o se dedicaban a tocar la guitarra mientras montaban guardia un par de soldados. En fin, que los españoles salen retratados como unos bufones con pinta de señoritos mientras los británicos son muy serios y aguerridos. La película no está mal para pasar la tarde y también es cierto que aunque la documentación sobre barcos y uniformes españoles del siglo XIX brillan por su ausencia en la película (el barco de 60 cañones español parece un galeón del siglo anterior y el uniforme del capitán español parece de un generalote), lo cierto es que para lo concerniente a los uniformes y barcos británicos guardaron una excrupulosa escenificación.

El hidalgo de los mares

Película entretenida pero con algunos fallos en cuanto a representar a los españoles toca.

Otra películas de piratas que pasó sin pena ni gloria, tanto de crítica como de público fue "Piratas" de Roman Polanski de 1986 y nacionalidad francesa. Una película extraña en la filmografía de Polanski que en vez de realizar un film perfeccionista como nos tenía acostumbrado le salió una sucesión de tópicos piratas con algunos momentos un poco chapuzas. Las escenas de luchas de espadachines y bombardeo de barcos se quedan en algo ridículo, entonces, ¿porqué hacer una película de piratas con resultados tan desastrosos?. El caso es que Roman Polanski no se arrepintió de haberla realizado, claro que va a decir.

Pirates de Polanski

Ahora que si hay que ver explosiones a destajo incluso si se cae una manzana al suelo parece que explote una bomba nuclear hay que ver "La Isla de las cabezas cortadas" de Renny Harlin, con su ya exmujer Geena Davis. Estamos ante una película que ya no sólo es la más mala del género si no que estará por derecho propio en una de las más malas de la historia del cine, y creo que por mucho tiempo. Realizada en la peor época de los 90 en la que en cualquier peli de acción había que poner explosiones desmesuradas, como si así se llenase el vacío creativo que hacían. Esta película tenía un guión patético y una producción doblemente mala. Los decorados parecían estar realizados con cualquier cosa que pareciera a pirata o al siglo XVI (incluso lámparas medievales colgadas en el barco, lo juro ;-). Los barcos piratas resultan ser una mezcla de galeón y barcaza enorme que dudo mucho que los piratas de antaño escogerían para sus tropelías, (este fallo se da mucho en este tipo de pelis, con piratas en enormes galeones en vez de rápidas embarcaciones que les servirían mejor para escapar de sus enemigos o alcanzar los barcos mercantes).

La isla de las cabezas cortadas

Pero sigamos con los fallos de esta película porque son muchíisimos (yo no pude acabar de verla de mala que era, pero se puede ver para ver gazapos y fallos estrepitosos). Uno de ellos es cuando los dos barcos piratas se enfrentan en combate, los barcos que son decorado total con unas arboladuras ridículas para poder mover esas moles, no paran de dispararse un buen rato causando un sin fin de destrozos y explosiones que a este Harlin tanto parece gustarle, y al abordar se ve como los barcos están impecables, sin un rasguño tras el combate. En la escena de la tormenta el barco casi ni se mueve y resulta patético como en la cámara del capitán están todos sin mover un pelo con un montón de objetos sacados del castillo del terror que no se caen al suelo cuando se supone les está cayendo la madre de todas las tempestades, en fin, que podría seguir diciendo más (sólo una, cuando un barco inglés abre fuego contra el carruaje en el que huye la pareja de piratas y en el que los cañones no tienen retroceso, juas, si parece Disney World).

En estos días sigue en cartel "Piratas del Caribe, La maldición de la perla negra", y debido al éxito obtenido parece ser que se prepara una segunda parte (por que será que no me extraña). El caso es que esta película está algo mejor, es entretenida, pero si te lo tomas como eso, puro y simple entretenimiento, que no vale ni para los críos ya que hay escenas de zombies y luchas que no creo que sean aconsejables. Porque si entramos a trapo podemos decir que lo único que merece la pena de esta peli es la chica, una belleza, si señor. Por lo demás podemos ver unas buenas tomas del "Victory" de Nelson que está atracado en Portsmouth y que se nota que lo han utilizado lo que han querido, eso si después de pasar por el retoque digital. Y podemos ver con asombro como sólo dos hombres se hacen primero con el mando de un navío de línea de tres puentes, para después trasbordar al otro barco que les interesaba. Al parecer saltaron hasta los cocineros porque dejaron el barco vacío, sin guardias, ni artilleros, ni nadie. Y claro los dos pueden tripular a la perfección una bergantín con todo el velamen desplegado. Y el pirata protagonista (Johnni Depp) es el pirata con más "pluma" que se haya visto jamás.

Piratas del Caribe

Chica

En fin, como a mi siempre me ha gustado más el cómic que el cine os aconsejaré una obra que de verdad merece la pena y que está ambientada en el siglo XVIII, más concretamente entre 1780 y 1782. La serie de "Los pasajeros del viento" (publicado en España por Norma Editorial), consta de 5 álbums escritos y dibujados por el genial François Bourgeon, un dibujante francés de renombre con bastante gusto por la historia. En esta serie narra las vivencias en la vida de una joven de 16 años de origen aristocrático que por cosas del destino acaba sin nombre y a bordo de un navío francés de 74 cañones, allí conocerá el peligro y la pasión con un marinero bretón al que salvará la vida. Luego tras combatir con una escuadra británica son hechos prisioneros y trasladados a un pontón, de donde escaparán y vivirán más aventuras en Africa y a bordo de un barco negrero.

Bourgeon

Además de entretenido y fascinante los 5 álbums rebosan calidad por los cuatro costados, en el meticuloso y detallista dibujo que hará la delicia de los entendidos al ver la vida normal a bordo de un navío de guerra o negrero, o las penosas condiciones en un pontón de prisioneros en Inglaterra. Esta magnifica labor de documentación le llevó a Bourgeon a estudiar con detalle tanto barcos, como vestidos, objetos, armas y un sin fin de cosas más de la época. haciendo que la historia sea totalmente creíble y sencillamente genial.

Bourgeon

La recreación de objetos y navíos es quizás lo más espectacular de la serie. El extraordinario gusto por los más mínimos detalles llevaron a Bourgeon a estudiar toda una época.

Bourgeon