Navío Gallardo

Nombre común: Gallardo Porte del navío
Advocación de: San Juan de Sahagún
Porte: 74 cañones
Botado en: El Ferrol, 1754

» Historial del navío.

         Navío de 74 cañones, realizado en los astilleros de Esteiro en 1754 por el constructor británico Rooth con el sistema de construcción de Jorge Juan, siendo el encargado de la obras el constructor D. José Nicolás de Aizpurua. Pertenecía a la serie de "Los doce apóstoles" (ver navío Oriente), siendo su nombre del santoral "San Juan de Sahagún".

         En 1760 se encontraba al mando del capitán de navío don Adrián Caudrón de Cantín, en la escuadra del marqués de Vega Florida.

         En diciembre de 1761 se encontraba en el departamento de El Ferrol con otros doce navíos, realizándole a finales de ese mes una recorrida. En 1763 parte de las islas Canarias rumbo a la península.

         Con el navío Diligente estuvo alistándose para zarpar rumbo a Río de la Plata llevando a bordo los dos batallones del regimiento de infantería Mallorca, 53 oficiales y 1.350 plazas. Al mando del capitán de navío don Carlos de la Villa, los dos navíos zarparon de El Ferrol a finales de enero de 1765 acompañados por cuatro saetías, siendo las tropas desembarcadas en Montevideo en 1765. Los buques del convoy se separaron en la travesía y el Gallardo y el Diligente arribaron a la costa brasileña, a Río de Janeiro. El gobernador Ceballos envió a la saetía San Antonio con víveres y dinero para auxiliar a los buques, llegando el navío Gallardo a Montevideo el 2 de noviembre de 1765, después de haber permanecido cuatro meses en Río de Janeiro. El 2 de noviembre de 1766 zarpó rumpo a la península, llegando a algún puerto de la costa gallega.

         Al comenzar la guerra con los británicos a finales de junio de 1779 es destinado a la escuadra de don Luis de Córdoba que sale para la campaña del Canal de la Mancha. Antes de unirse a la flota francesa, es destacado a las Azores con la flota de cuatro navíos y dos fragatas al mando del teniente general don Antonio de Ulloa, mandado por el capitán de navío don Alberto Olaondo, regresando a Cádiz el primer día de octubre de 1779 a causa de unas vías de aguas por las que estuvo a punto de irse a pique. Ya en Cádiz, y después de ser reaparado, se incorporó a la división de don Juan de Lángara. No participa en la batalla de Cabo Santa María el 16 de enero de 1780 al haberse dispersado días antes por una tormenta, junto al navío San Leandro (ver navío Real Fénix).

         El 28 de abril de 1780 zarpa de Cádiz rumbo a La Habana al mando del capitán de navío don José de Zavala. Pertenecía a la escuadra de doce navíos y dos fragatas al mando del jefe de escuadra don José Solano Bote. Llega esta escuadra y convoy a su destino el 4 y 5 de agosto de ese año (ver navío San Luis)

         El 10 de abril de 1781 zarpa de la Habana con la escuadra mandada por don José Solano Bote rumbo a Pensacola para llevar tropas y pertrechos de refuerzo al ejército de don Bernardo de Gálvez. Tomada la plaza a los británicos, regresa con la misma escuadra a La Habana, quedando varado el 31 de mayo a su entrada con el navío Magnánimo, el francés Destín y la fragata Nuestra Señora de la O.

         Al mando del capitán de navío Zavala hizo una salida de La Habana con la escuadra del teniente general don Juan Bautista Bonet en el verano de 1781. Al mando del capitán de navío don Francisco Morales zarpa de La Habana el 23 de julio de 1781 con otros tres navíos dando escolta a un convoy de 72 velas, llegando con dos millones seis cientos mil pesos en caudales a Cádiz el 9 de octubre de 1781 (ver navío Guerrero). En abril del año siguiente se encuentra en Cádiz con la escuadra del teniente general don Luis de Córdoba y ese mismo año pasó al departamento de Cartagena, al mando del capitán de navío don José Zavala, siendo su segundo el teniente de navío don Ángel Rafael Hore y Dávila. En el arsenal de Cartagena comienza a ser carenado el 6 de julio de 1782 (ver observaciones 1).

         En julio de 1790 se ordena su armamento en Cartagena y su mando es otorgado al capitán don Joaquín de Zayas. En marzo de 1792 se encuentra al mando del capitán de navío don Baltasar de Sesma. En 1792 zarpa de El Ferrol rumbo a Cartagena ante la guerra que se avecina con los franceses. Designado por el teniente general don Francisco de Borja para llevar a Cádiz al marqués de Casa Tilly, nuevo capitán general del departamento de Cádiz. El 28 de febrero de 1793, al mando del brigadier don Fermín Sesma y Payán sale de Cádiz con destino a Cartagena, acompañado por el Real Carlos y la fragata Florentina, llegando el 10 de abril, donde se incorpora a la escuadra del teniente general D. Francisco de Borja para la campaña de Cerdeña (ver Real Carlos). Entre el 31 de agosto de 1793 al 14 de febrero de 1794 está al mando del capitán de navío don Enrique Macdonell. En 1794 se encuentra con la misma escuadra de Borja en aguas del Cantábrico, al mando del brigadier don Francisco Delgado Valderrama. (Ver observaciones 2).

         El 4 de agosto de 1796 sale de Cádiz con la flota del jefe de escuadra don Sebastián Ruiz de Apodaca, al mando del capitán de navío don Gabriel Sorondo. Realmente había salido con la escuadra del teniente general don José Solano Bote, marqués de Socorro, pero el 7 de agosto se separaron cuatro navíos y otros buques menores al mando de Apodaca para llevar tropas a la isla de Trinidad. Es incendiado en la isla de Trinidad, para evitar su captura, ante el ataque inglés a la isla el 17 de febrero de 1797. Su capitán es suspendido por cuatro años en Consejo de Guerra (ver navío San Vicente).

  • Por Santiago Gómez. Bibliografía
    María Lourdes Odriozola Oyarbide, "La construcción naval en Guipúzcoa. Siglo XVIII".
    José Quintero González, "La Carraca. El primer arsenal ilustrado español, 1717-1776".
    Gregorio Funes, "Ensayo de la historia civil de Paraguay, Buenos Aires y Tucumán".
    Juan Alejandro Apolant, "Génesis de la familia uruguaya", Tomo I.
    Francisco de Solano Pérez-Lila, "La pasión de reformar. Antonio de Ulloa, marino y científico, 1716-1795".
    Francisco Morales Padrón, Diario de Don Francisco de Saavedra".

» Dimensiones.

 
--
 
 

» Artillería.

 
--
 
 

» Dotaciones.

 
--
 
 

» Imágenes del navío.

Pulse para ampliar
De momento no tenemos imagenes.

 

Observaciones.

(1) Fue el primer navío de línea de la Armada en ser forrado en su obra viva con planchas de cobre, en abril de 1783.

(2) En 1.793, en guerra con Francia y aliados de Inglaterra, sale del Ferrol una escuadra que parte hacia el Mediterráneo y después de estar un tiempo en Cartagena sale hacia Barcelona, centro de operaciones para el bloqueo de las costas de Francia, siendo requerida para el asalto de Marsella y Tolón. Cuando llegó a Tolón dicha escuadra ya había sido tomado por la flota anglo española, poniendo entonces proa hacia las islas de San Antioco y San Pedro en Cerdeña, al mando del Teniente General de la Armada, D. Francisco de Borja, al objeto de reconquistar las islas, en manos de los revolucionarios franceses. Se componía la expedición de cuatro navíos y dos fragatas, con numerosa tropa de los Batallones de infantería de marina, siendo uno de los navíos el “Gallardo”, en donde iba el heroico infante de marina, granadero, Martín Alvarez. Las posesiones fueron arrebatadas a los franceses. El 20 de mayo la fragata francesa "Helene" de 34 cañones fue sorprendida por la escuadra española. Las fragatas españolas "Perla" y "Santa Casilda" iniciaron entonces su persecución, capturándola tras disparar sólamente varias andanadas.